Dinamarca acoge un debate sobre el referéndum de autodeterminación del 1 de octubre

El pasado lunes, Copenhague acogió un debate, organizado por la Asociación Danesa de Abogados y Economistas (Djøf), sobre uno de los eventos de mayor trascendencia de la política catalana de las últimas décadas: el referéndum de independencia del 1 de octubre y las cargas policiales que practicaron los fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado español.

Bajo el título «Catalonia – Breach of Law or Abuse of Power?» (Cataluña – Violación de la ley o abuso de poder?), el debate sirvió para reflexionar y dar respuestas sobre la base del conflicto, la visión española, el contenido de la ley española y la visión que tiene el derecho internacional sobre la situación, en un país que quedó conmocionado por la violencia policial del 1 de octubre. El debate, pues, profundizó en la cuestión planteada e hizo conocer la situación derivada a la ciudadanía danesa.

Participaron Frederik Harhoff, profesor experto en derecho internacional y funcionario jurídico senior en las cámaras del Tribunal Penal Internacional de la ONU en Yugoslavia. Harhoff pidió a España que no cometiera el mismo error con la violencia que tuvo lugar en Kosovo.

Peter Vedel Kessinger, investigador del Instituto Danés para los Derechos Humanos y profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de Copenhague, que es especialista en derecho internacional, derechos humanos, terrorismo y conflictos armados, afirmó que el derecho de autodeterminación no es una cuestión de derecho internacional, sino una cuestión política, y que, en caso de una voluntad clara de independencia, debería haber espacio para una negociación política.

También participaron Jordi Jaria y Manzano, profesor de Derecho Constitucional y miembro del Centro de Estudios de Derecho Ambiental de la Universitat Rovira i Virgili, que constató como el Gobierno español había respondido al proceso catalán mediante la vía judicial, cuando esta vía no da una respuesta política.

Joaquín Pablo Urías Martínez, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Sevilla y antiguo funcionario y asesor del Tribunal Constitucional, advirtió que España se está convirtiendo en un Estado menos democrático, y lo que el Estado está haciendo en Cataluña afecta a todo los españoles, porque el Estado entero (poder judicial, legislativo y ejecutivo) está actuando en contra de Cataluña y está violando la constitución española.

Finalmente, Magni Arge, miembro del Parlamento danés, constató que Europa debe respetar el derecho de autodeterminación y que lo que hace falta es más coraje y diálogo en el conflicto catalán. De hecho, entre los asistentes se encontraban también varios miembros del Parlamento danés.

El debate, en inglés, se pudo seguir en directo en streaming y concluyó con las intervenciones y preguntas de los asistentes.