La Assemblea se moviliza en todo el país para acompañar a los presos políticos en el día del traslado hacia Madrid

Mañana muy intensa de movilizaciones. Desde primera hora, casi de madrugada, cientos de personas se han ido concentrando en los tres centros penitenciarios que, hasta hoy, han acogido los 9 presos políticos: Lledoners, Mas d’Enric y Puig de les Basses. Gente con pancartas negras con los lemas #MakeaMove, self-determination is a right, not a crime (la autodeterminación es un derecho, no un delito), y fake justice, han querido mostrar su apoyo y solidaridad con los encausados ​​durante el traslado de los presos hacia Madrid, donde deberán afrontar el juicio al 1-O.

La presidenta de la Assemblea Nacional Catalana, Elisenda Paluzie, se ha desplazado hasta los alrededores de Brians 2, desde donde la Guardia Civil ha iniciado la custodia hasta Soto del Real y Alcalá-Meco, los centros penitenciarios que acogerán los presos.

Si bien Paluzie ha bautizado el día como «triste», ha dicho que desde la Assemblea se trabajará para convertir el juicio en un «boomerang» contra del Estado, ya que esta es una «causa general» contra el movimiento independentista. Por ello, Paluzie ha hecho una advertencia: «la autodeterminación no es un delito, es un derecho».

Paluzie se ha referido también a la campaña de imagen que ha iniciado el Gobierno, y ha vaticinado que no les servirá de nada porque la degradación y vulneración de derechos que representa reprimir un referéndum «pasará factura» al Estado y reforzará la causa independentista.

Finamente, la presidenta de la Assemblea también ha lamentado las constantes vulneraciones en todo el proceso judicial, como tener que preparar un juicio en prisión preventiva o no conocer todavía la fecha de inicio del juicio. «Es una de tantas y tantas vergüenzas que se han producido, una más».

Por la tarde, más movilizaciones
Las movilizaciones continuarán por la tarde, donde la Assemblea ha convocado concentraciones en las capitales de comarca y en la capital, Barcelona. A las 19 h, se emplaza la gente a llenar Jardinets de Gràcia para mostrar el rechazo a la causa judicial abierta contra los presos políticos y el 1-O en general.

Además, se espera que el lunes, a partir de las 9 h, se inicie también una concentración en plaza Sant Jaume de Barcelona, ​​esta vez con una pancarta que apuntará hacia el Palau de la Generalitat.